Mermelada de higos blancos

Nueva receta de mermelada.paso a paso y foto a foto.Todos los años en epòca de higos hago mermeladas. Tengo higuera de higos negros pero hoy la voy hacer de higos blanco de una higuera de mi vecina. Tan buena es la mermelada de blanco como de negra. Cualquiera que haya disfrutado del aroma de una higuera al atardecer necesitará pocas palabras para comprender que el higo es una fruta única. Piel suave, pulpa melosa, automáticamente dulce y con los toques crujientes de sus semillas. Parecen diseñados adrede por el mejor chef del mundo.Quizás por ser una fruta tan dulce y jugosa muchas personas creen que tiene muchas calorías. Sin embargo, su aporte calórico si se consume fresco es solo un poco mayor que el de las manzanas.El higo aporte de fibra (3 g por cada ración de 100 g) es su característica nutricional más destacable, incluyendo fibras solubles e insolubles.

INGREDIENTES para - personas

I kilo de higos
800 gr de azúcar
corteza de 1 limón
3 cucharas de aguardiente

ELABORACIÓN del mermelada de higos blancos

Empezamos la receta.Cortamos el rabo del higo si lo tiene y lavamos. Ponemos en una cazuela onda donde queden amplios los higos. Echamos los higos escurridos y añadimos la azùcar y las cucharas de aguardiente . Cortamos la piel del limòn sin apurar lo blanco del limòn. Tapamos la cazuela y la dejamos hasta el dia siguiente. El dìa siguiente ya habrá fermentado los higos. Asì te costará menos hacer la mermelada. Ponemos al fuego al mínimo. Si lo pones muy fuerte te salpica mucho y se hará demasiado deprisa. Màs o menos tardará 45 minutos. Apagamos el fuego y ponemos una batidora en la cazuela. 

   

Batimos muy bien, todo en caliente. Si ves que no queda muy espesa no te preocupes cuando enfríe espesara. Tendremos unos botes con tapadera de rosca para poner al baño maria. Metemos la mermelada en caliente y cerramos los botes. Tendremos una cazuela con agua y metemos los botes. Los tendrá que cubrir el agua. Cuando empiece a hervir dejamos 20 minutos y apagamos el fuego. Dejamos en la cazuela hasta que se enfríe. Ya estará lista la mermelada para poner en la despensa para todo el año. Si no te pasa lo que ami, mis amigos no me las dejan estropear.  

  

 

 

CONSEJOS COMENTARIOS: 

El defecto o el exceso de cocción es un punto importante en el éxito de nuestras mermeladas. El momento óptimo será cuando el azúcar consigue enlazarse con la pectina y esto ocurre más o menos a una temperatura de 105 grados. Así que lo ideal es tener un termómetro de cocina y cuando nuestra mermelada alcance esa temperatura podemos considerar que ya está cocida.

Si no dispones de termómetro hay otros sencillos trucos que te pueden ayudar. El primero sería echar una gota de mermelada en un papel de cocina y ponerlo en vertical,si la gota resbala como una lágrima aún le falta cocción a tu mermelada, tienes que seguir uno poco más cocinándose.

¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡QUE APROVECHE!!!!!!!!!!!!!!!

Te ha gustado? ¡Síguenos en facebook “comamosjuntos” aprende a hacer cada día recetas fáciles para toda la familia

Sin comentarios

Añadir un comentario